funlibre

Ir a FUNLIBRE

 

Ir a La Red Latinoamericana

Centro de Documentación Virtual en Recreación, Tiempo Libre y Ocio

 

Ir a la Red Nacional de Recreación

Servicio de la Fundación Colombiana de Tiempo Libre y Recreación

Fundación Latinoamericana de Tiempo Libre y Recreación - FUNLIBRE Costa Rica

 

 

 

Documento:

RECREACION Y EDUCACION AMBIENTAL

Autor:

CARLOS ALBERTO RICO A.

Presidente FUNLIBRE

Origen:

Artículo escrito para la Revista RETO.

AÑO: 2005

 

 

 

 

×  Ir a Centro de Documentación

 

Ú   Uso apropiado
del Documento

 

Ø Ir a Documentos similares

 

 

carico@funlibre.org

 

Una de las reflexiones más interesantes sobre la recreación al aire libre -comúnmente conocida en inglés como Outdoor Recreation- la encontramos en el libro Introduction to Recreation and Leisure Services de Karla Henderson et. al, quienes dedican en su octava edición un capítulo específico al tema de las interfases ambiental y humana, abordando las siguientes:

-           Recreación al aire libre

-           Educación ambiental y al aire libre

-           Gente y recreación al aire libre.

Pese a las especificidades propias de nuestros países con respecto a las condiciones norteamericanas que inspiran a los autores del libro, hay algunos apartes pertinentes a nuestra realidad y que se presentan seguidamente.

 

1.                                La Recreación al aire libre

Así como los ambientes naturales y al aire libre son laboratorios naturales para estudiar y preservar la ecología sin alteración, igualmente deberían ser lugares para que la gente los visite, se recree y de donde pueda retornar renovada espiritualmente, retada físicamente y comprometida socialmente. En síntesis, los parques y zonas silvestres proveen fundamentos para oportunidades de recreación y juego.

La recreación al aire libre ha sido un componente de nuestras sociedades. La necesidad por la preservación y conservación de espacios al aire libre brindó un gran impulso a los sistemas de parques naturales y reservas forestales en nuestros países, conllevando usualmente el compromiso de proveer áreas e instalaciones al aire libre como un componente de los servicios del gobierno. El concepto de derecho a expropiar fue diseñado como una forma para que los gobiernos pudieran anular los derechos sobre la tierra de individuos si la necesidad por territorios de preservación y recreación fuese juzgada como un bien social para el bienestar de la población.

Cuando la recreación disfruta tal designación como algo importante para el bienestar y el capital social, se presentan los casos de aplicación de la  expropiación con esta finalidad. En tales circunstancias es evidente que el sacrificio de las necesidades y derechos de un individuo es indicativo de los costos ocultos frecuentemente con percibidos por los usuarios de los parques, quienes dan por descontado el medio ambiente.

Aunque se presentan variaciones tanto en el entusiasmo por la recreación al aire libre como en la preocupación acerca del medio ambiente requerido para los variados intereses por actividades en él, el tener establecidos ambientes para recreación al aire libre y el buscar ofrecer experiencias al aire libre han sido de una u otra manera materia de preocupación para gobiernos,

Síntoma de la creciente sensibilidad por la recreación al aire libre, es la intensificación del debate entre quienes abogan por el desarrollo comercial e industrial de los recursos naturales y quienes propugnan por la preservación de la tierra, debate del cual no pueden marginarse los profesionales de la recreación involucrados en el campo de de la administración de recursos recreativos.

 

2. Educación ambiental y al aire libre

Durante las últimas décadas se ha desarrollado un creciente interés por la protección del aire libre y el medio ambiente de la polución, de los desarrollos industriales innecesarios, de la expansión urbana descontrolada y de la destrucción sin sentido de los recursos naturales.

Ello ha generado la conformación de movimientos que asumen diferentes formas, y si bien estos esfuerzos han tenido algún impacto sobre el movimiento recreativo, son precisamente los participantes en escuelas al aire libre y en procesos de educación ambiental quienes han tenido una relación más cercana con los sistemas institucionales de recreación y tiempo libre.

El inmenso potencial de articulación recreación - ambiente se deriva del hecho concreto que la naturaleza brinda el mejor ambiente de aprendizaje para su estudio, y que éste se potencia aún más si se asume desde una perspectiva y una metodología lúdica.

Para que la recreación ambiental pueda dinamizar procesos de educación ambiental consideran fundamentales las siguientes premisas:

1)        Desarrollar una ética ambiental que impulse el trato a la tierra y sus recursos con respeto y resulte en una acción ecológica ética en la gestión de los parques y reservas naturales,

2)        Desarrollar aspectos cognitivos de las interrelaciones de todas las facetas del ecosistema, incluyendo una comprensión básica de principios ecológicos, sociológicos y culturales y que preparen lúdicamente a la persona para sopesar el impacto de su acción sobre el ambiente, la cultura y la humanidad.

3)        El convencimiento que la recreación ambiental debe ser pensada a todos los niveles y perseguida a lo largo de toda la vida, desarrollando competencias para vivir confortablemente al aire libre y recrearse con un mínimo impacto sobre el medio ambiente.

En los aspectos más comunes de la relación recreación - ambiente con ese trasfondo educativo, infortunadamente la terminología usada para describir los distintos esfuerzos es frecuentemente confusa porque la gente tiende a usar los términos intercambiablemente.

En el caso norteamericano, las escuelas públicas han sido un punto focal en los inicios de la educación al aire libre, pero igualmente distintas instituciones ofrecen experiencias educacionales para adultos, siendo el Outward Bound y la National Outdoor Leadership School (NOLS) los programas más ampliamente reconocidos.

Outward Bound es un programa basado en la aventura que provee oportunidades retadoras en escenarios silvestres, y que promueve auto-descubrimiento y entrenamiento de liderazgo.

Como señala Magdalena Rosol, los programas de Outward Bound fueron desarrollados por el educador alemán Kart Hahn durante la segunda guerra mundial, quien tuvo el propósito de preparar a los marinos británicos para sobrevivir los rigores de la guerra. Después de la guerra, Outward Bound tuvo una fuerte acogida en los Estados Unidos de América aplicándose rápidamente en programas con jóvenes con problemas emocionales, psicológicos y de comportamiento.

Su currículum y filosofía están basados en el supuesto que la gente aprende mejor cuando hace -aprender haciendo-, por lo que sus programas están centrados en la experiencia y usualmente tienen lugar al aire libre -outddoor- en lugar de en recintos cerrados -indoor-. La filosofía principal es que los ambientes silvestres brindan el mejor ambiente de aprendizaje porque no le son familiares a los estudiantes y la inmersión total en un medio agreste es necesaria para alcanzar un máximo impacto.

 NOLS ofrece cursos que desarrollan un conocimiento básico, habilidad y experiencias necesarias para un mínimo impacto del uso y disfrute de ambientes naturales enfatizando seguridad, juicio, liderazgo, trabajo en equipo, habilidades al aire libre y estudios ambientales. Estos cursos son específicamente diseñados para gente que quiere trabajar profesionalmente como educadores silvestres.

Algunas universidades y colegios han ampliado estos programas ofreciendo créditos escolares a los participantes. Tales entrenamientos, así como una variedad de programas experiencialmente fundamentados, continúan con los esfuerzos para ofrecer experiencias de aprendizaje al aire libre a través de los años adultos.

 

3. Gente y recreación al aire libre

Es de anotar, que el interés por el medio ambiente y la recreación ambiental igualmente ha crecido paralelo al desarrollo de las vías de comunicación y de las industrias turísticas y de implementos deportivos, y cuando uno se expande, lo hacen los otros.

En la medida que más personas se vuelcan a áreas al aire libre para alcanzar algunos de sus intereses recreacionales, aumenta la presión que ellos ejercen sobre estas áreas, y ello ocurre simultáneamente con la que ejercen sobre el medio ambiente las industrias, los prestadores de servicios y ciudadanos que demandan mercancías provenientes de la explotación de los recursos naturales. 

Tal situación se presenta en un escenario con diversas percepciones sobre el medio ambiente y deriva en múltiples debates acerca de la mejor manera de administrarlo, siendo uno de los temas de más controversia y preocupación para los participantes y los profesionales de la recreación interesados en el aire libre, el de la relación uso - preservación de los recursos naturales lo cual trae implícitas las consideraciones sobre accesibilidad, disponibilidad y uso.

El principal foco del problema se da sobre la cantidad de uso que un área puede soportar antes que se le haga un daño severo o irreparable (v.gr. capacidad portante),  confrontándose la dicotomía entre dejar el área completamente en su estado natural o desarrollarla para empresas recreacionales o de negocios (minería, exploración de petróleo), y posibilitar su visita y disfrute.

Asumir que existe una capacidad portante supone entender que un recurso tiene un nivel natural de productividad el cual debe ser controlado para que el recurso sea sostenible. La capacidad portante recreacional estará referida pues a la relación entre la experiencia recreacional esperada y el recurso recreativo. 

Esta relación puede ser traducida en el máximo número de personas y tipos de usos que un área puede soportar durante un tiempo determinado sin perjudicar el ambiente o la experiencia del visitante. Por ejemplo, la vivencia obtenida en una caminata por las montañas es diferente si uno no se encuentra con ninguna otra persona durante todo el día, a tener que caminar por un sendero tan congestionado como una calle del centro de la ciudad.

Que tanto puede tolerar el entusiasmo de un visitante antes que se vea reducido a causa del número de personas que encuentra en su experiencia recreativa es una forma de explicar el concepto de capacidad portante. Esta amplia perspectiva de la capacidad portante recreacional reconoce el papel tanto de la capacidad social como de la capacidad ecológica. Su determinación se convierte en un proceso tanto sociopolítico como biofísico, por lo que será producto de juicios de valor así como científicos donde los valores de los administradores y usuarios deben ser usados para alcanzar un juicio colectivo.

La conveniencia y la accesibilidad determinan en gran medida la cantidad de uso que un área recibirá. A algunas áreas va mucha gente y la administración de los visitantes se torna importante. El impacto negativo de grandes cantidades de personas visitando un área natural se nota, entre otros aspectos, en la polución por los vehículos, en los montones de basura, en la inseguridad y vandalismo, en el deterioro de instalaciones y zonas y en el requerimiento de una mayor presencia de unidades de primeros auxilios.

Los administradores de los parques deben así  enfrentar, simultáneamente, el proceso de tomar decisiones administrativas cada vez más complejas y una asignación de recursos presupuestales y humanos frecuentemente disminuidos.

Algunas políticas operativas como cuotas diarias de visitantes, acceso exclusivamente con autorización y planes de tráfico, están entre las posibles soluciones a los problemas de alto uso o sobre utilización.

Las autoridades y los profesionales de recreación también enfrentan la situación que muchos parques naturales son inaccesibles para la mayoría de la población, lo cual va de la mano con su ubicación en zonas con baja densidad de población. Estos parques están básicamente retirados de las grandes concentraciones urbanas, en zonas particularmente menos densamente pobladas. Pese a las diferencias que se presentan entre los distintos países, es común que las áreas naturales nacionales localizadas cerca de las grandes ciudades, que son las menores en número, sean precisamente las que tengan un uso más intenso, contrastando con las más numerosas, que son las retiradas de los grandes centros urbanos, y que tienen un menor uso.

Otro aspecto relacionado con el cómo los recursos naturales deberían ser usados se centra en el de la problemática de su preservación y conservación. La preservación de los medio ambientes naturales incluye el mantenimiento de procesos ecológicos de largo plazo y la gestión para proteger los recursos de la influencia humana. La conservación es asociada usualmente con los recursos naturales renovables y su uso en el tiempo de la manera más benéfica posible, evitando su derroche. La conservación involucra el ciclo de uso inteligente y  reabastecimiento oportuno de los recursos a medida que ellos se van dañando o agotando parcialmente.  Así, la reforestación apropiada es un ejemplo de conservación pero no de preservación.

Posiblemente algunas personas preferirían ver todas las áreas naturales, particularmente las áreas silvestres, preservadas todo el tiempo. En las áreas silvestres -áreas cuyo carácter primigenio e influencia han sido afectadas preponderantemente por las fuerzas de la naturaleza y en las que la impronta humana no se nota, y donde las oportunidades para la soledad son significativas- pueden ocurrir ciertos tipos de recreación al aire libre de mínimo impacto, por lo que la gestión de la recreación debe estar comprometida es con el ambiente natural.

Esta estructura de valor es inherente a una filosofía biocentrica de la recreación al aire libre. Esta postura filosófica reconoce a los humanos solamente como una pieza de una red interconectada de relaciones naturales en que las situaciones existentes no necesariamente ponen las necesidades y deseos humanos en primer lugar.

Bajo este enfoque las áreas silvestres deberían ser usadas para caminatas bajo condiciones primitivas y el foco de la gestión debería centrarse en mantener la integridad del ambiente cuando se usa el recurso para propósitos recreativos. El resultado podría ser que alguno de los deseos de los recreacionistas queden insatisfechos si ellos son, en últimas, incompatibles con el mantenimiento óptimo del recurso natural. Tal es el caso por ejemplo de prohibir el acceso de excursionistas a algunas zonas del parque natural en épocas en que algunos animales afrontan limitaciones climáticas para alimentarse, limitándose así el derecho de los acampantes para compartir con ellos.

Otras personas prefieren ver las áreas de reservas naturales con la recreación como uno de los múltiples usos de estos recursos renovables. En esta perspectiva se considera que debería tenerse una más amplia gama de actividades de recreación al aire libre que en una perspectiva biocentrica, ya que las instalaciones y servicios de apoyo están permitidos para un balance entre actividad humana y el ambiente.

Esta perspectiva antropocéntrica subraya la importancia del desarrollo del medio ambiente para una mejor respuesta a los deseos de las recreacionistas aun si estos pueden quitar algo de la integridad del ambiente natural. Una aplicación de este punto de vista puede encontrarse en algunos parques naturales donde un área central principal es desarrollada para satisfacer las necesidades de los visitantes. Estas infraestructuras pueden incluir alojamientos, tiendas para comprar provisiones y recordatorios, alquiler de equipos, áreas educacionales, y actividades de recreación estructuradas.

Algunas ventajas económicas pueden beneficiar a comunidades locales a través de la recreación ambiental, pero la clave es el balance del turismo con la conservación.

La alianza requiere la comprensión de las necesidades de los visitantes, artículos, y administradores de los recursos.

Finalmente, otras personas prefieren abogar por los usos humanos de los recursos naturales como la prioridad principal. Aunque no existe un acuerdo universal por este enfoque, este es asumido como la perspectiva maximizadora. El desarrollo extenso de instalaciones y el uso maximizado de los recursos para atender las demandas de los recreacionistas debería ser la prioridad fundamental. Ressorts e instalaciones comerciales de recreación al aire libre que ofrecen una variedad de servicios para intentar satisfacer las necesidades de cada uno, son ejemplos de este tipo de perspectiva.

Las propuestas de desarrollo de algunas reservas o áreas naturales en que se ha encontrado petróleo y se considera su explotación es también un ejemplo del deseo de poner las necesidades humanas como la prioridad cuando surge un conflicto entre uso y preservación.  

 Así, la preservación y desarrollo de recursos naturales en el futuro estarán desafiados por el conflicto de las demandas entre la gente y el medio ambiente.

Comportamientos recreacionales diferentes requieren tipos particulares de escenarios.  Se necesitará un balance entre   las perspectivas biocéntrica, antropomorfica y maximizadora.

Los espacios de recreación son bienes públicos, limitados en número y tipo de experiencias que pueden acomodarse en ellos. Los profesionales de parques y recreación deben hacer uso completo de áreas de recreación no tradicionales tales como centros comerciales, bibliotecas, jardines públicos, refugios privados y espacios abiertos como cementerios. Estas área también brindan oportunidades para satisfacciones recreativas y deberían ser consideradas como complementos para aquellas áreas frágiles e instalaciones al aire libre manejadas por las agencias de recreación.

Es necesario pues un enfoque sistemático para la planeación, desarrollo y mantenimiento de todos los recursos potenciales de recreación.

 

 

 

Uso apropiado de los documentos:

FUNLIBRE

1.       Los documentos pueden ser bajados o impresos (una sola copia) para uso personal.

2.       Usted esta en libertad de editarlos y usarlos en sus proyectos, dando el crédito al autor del documento.

3.       Está prohibido, moral y legalmente, vender el documento o hacer una reproducción del mismo con ánimo de lucro.

4.       No esta autorizado copiar, extraer, resumir o distribuir el documento fuera de su propia organización y/o de manera que compita o substituya la base de documentos de FUNLIBRE o de las Redes de las que la Fundación es el Nodo Central.

 

FUNLIBRE es una ONG sin ánimo de lucro que desde hace 18 años ha venido impulsando con vocación latinoamericanista el fortalecimiento y desarrollo del sector de la recreación y el tiempo libre en Colombia y la Región mediante la Investigación, la Formación, las Vivencias y la Gestión en Recreación.

 

Nos interesa conocer sus comentarios sobre los documentos

Envíenos un mensaje

 

Repórtenos el uso del Documento

IR A DOCUMENTOS TEMATICA AMBIENTAL

   Fundación Colombiana de Tiempo Libre y Recreación - FUNLIBRE © 1988 - 2006

Fundación Latinoamericana de Tiempo Libre y Recreación - FUNLIBRE Costa Rica